martes, 31 de mayo de 2011

Los ojos de Julia


AÑO: 2010
PAÍS: España
DIRECTOR: Guillem Morales
GUIÓN: Guillem Morales, Oriol Paulo
REPARTO: Belén Rueda, Lluís Homar, Julia Gutiérrez Caba
FOTOGRAFÍA: Óscar Faura
GÉNERO: Thriller | Suspenso






PUNTUACIÓN:
Regular, para un domingo sin hacer nada


“Los ojos de julia”  se trata de un thriller psicológico con una atmosfera más del estilo de las películas de terror o suspenso, y que al igual que El Orfanato, fue apoyada y presentada por Guillermo del Toro, a modo de “gancho” publicitario, además de estar protagonizada por la misma actriz, Belén Rueda. Pero a diferencia de El Orfanato, esta se queda lejos de ser una buena producción del género.


Nos cuenta la vida de Julia cuando va a visitar a su hermana, quien es casi ciega, la cual se ha intentado operar sin éxito. Pero cuando llega, descubre que su hermana se ha suicidado de una manera extraña. Mientras intenta averiguar qué le sucedió a su hermana en los últimos días, ella también comienza a perder la vista ya que padece la misma enfermedad que provocó la ceguera de su hermana.

Una película muy regular, o tal vez menos que eso, en momentos tediosa y lenta, con unos giros ”inesperados” más tramposos que sorprendentes, si, exactamente así califico esta película, tramposa y descarada. Con un guión flojo lleno de parches y no muy bien estructurado que termina enredando hasta al mismo director, quien termina rindiéndose a los trucos más viejos del cine de terror, como lo son los sonidos estruendosos en momentos de tensión, que por cierto fueron muchos, pero mal realizados. Lo único rescatable de esta película es la interpretación de Belén Rueda que pareciera que busca ganarse el título de reina del cine de terror español.

En los últimos años el cine español nos ha regalado grandes títulos de terror y suspenso, como Rec o el mismo Orfanato. Pero con esta han dado un tropezón en cámara lenta y aburrido. Esperemos se recuperen y pronto veamos algo de mejor calidad.

Machete


AÑO: 2010
PAÍS: USA
DIRECTOR: Robert Rodríguez
GUIÓN: Robert Rodríguez
REPARTO: Danny Trejo, Robert De Niro, Jessica Alba, Steven Seagal, Michelle Rodríguez
FOTOGRAFÍA: Jimmy Lindsey
GÉNERO: Acción




PUNTUACIÓN:
Pésima  - al más puro estilo Rodríguez


¿Qué es peor que una película de Robert Rodríguez? una película de Robert Rodríguez con Steven Seagal.

En 2007 Tarantino y Rodríguez se unieron para realizar Grindhouse, dos películas con las que pretendían hacer un “homenaje” a las producciones realizaban en la década de los 70s, pertenecientes al género llamado Grindhouse. Éstas estaban divididas por algunos tráiler ficticios, uno de ellos era Machete. Debido al buen recibimiento por el público se decidió realizar el largometraje. Hasta la fecha me sigue intrigando como dos personas con una calidad tan diferente en sus producciones, sigan colaborando juntos.

Danny  Trejo es el encargado de interpretar a Machete, aparentemente un federal mexicano (que apenas suelta una que otra palabra en español) al puro estilo de Charles Bronson y Chuck Norris pero con un sadismo cargado de “humor” ridículo que solo puede salir de la cabeza de Rodríguez. Tras sobrevivir a Torres (Steven Seagal) un capo “mexicano” de la droga que la única palabra en español que puede pronunciar bien es “puñetas”, Machete huye a Texas para desaparecer y olvidar su trágico pasado. Ahí es contratado para asesinar a un senador, pero resulta engañado y utilizado por la misma gente del senador para ensuciar la imagen de los latinos en Estados Unidos y así ganar seguidores. Así es que machete decide tomar venganza, mientras Booth, el tipo que lo contrató al principio, envía a algunos de los más sanguinarios asesinos tras él.

Todavía no limpiaba el vomito que me causo Planeta Terror, película que por cierto pertenece al proyecto Grindhouse, cuando a este director se le ocurre incrementar el nivel de ridiculez y sadismo que había presentado en la película mencionada. Lo mejor en lo que ha participado Robert Rodríguez fue Sin City y a afortunadamente no fue un proyecto solamente de él ya que fue co-director y estuvo estrictamente vigilado por Tarantino. De ahí en fuera nos ha causado nauseas con cada película, como su trilogía innecesaria de El Mariachi, y la anteriormente mencionada Planeta Terror. Pero cuando parece que no puede empeorar, este director nos sorprende, con cada porquería.

No me interesa si tuvo mucho éxito, no me interesa si recaudo mucho dinero, no me interesa si por la mediocre imagen de jodidos que tienen hacia sí mismos muchos mexicanos que lo disfrutaron y que casi lo convirtieron en su héroe nacional, Machete es un bodrio de película con el sello de garantía Rodríguez.  Y aunque aparentemente quiere criticar el racismo y odio que existe hacia los latinos por parte de algunos norteamericanos del otro lado de la frontera, Rodríguez se muestra un tanto temeroso de elegir un bando, he incluso el supuesto discurso se pierde entre tantos momentos absurdos e irrisorios, independientemente de la violencia exagerada y sin sentido que le impregna a la película, no logra mover nada, cayendo en lo ridículo. Lo único bueno es ese reparto tan disparejo, en especial De Niro, que pintaba interesante.

lunes, 30 de mayo de 2011

El culto a Max Payne


Anteriormente ya se había reseñado la película de Max Payne. Tanto es el culto que se le tiene a este videojuego, que hoy vamos a mostrarles tres cosas que posiblemente quienes son fans del videojuego ya habrán visto o por lo menos escuchado sobre ellos, son dos cortometrajes inspirados en el juego, y una “Fanmovie”, película completamente independiente y libre, que lleva varios años gestándose titulada Max Payne: Payne and Redemption.

El primer cortometraje es Max Payne: Hero, es un excelente corto dirigido por Chris Chen y protagonizado por Erik Buchanan en el papel de Payne.


El segundo cortometraje se llama Max Payne: The Beginning of the End de Guillermo Fernández de Oliveira y Javier Esteban Loring (Zapruder Pictures Production). Fue filmado en Madrid como un proyecto para la clase de inglés en la Universidad Francisco de Vitoria, y ganó el premio al mejor cortometraje en un evento de la misma Universidad.


Max Payne: Payne and Redemption  es una película independiente que se ha venido realizando desde ya hace varios años, incluso antes de la película interpretada por Mark Wahlberg. Y que desde el año pasado ya hemos podido ver el segundo tráiler. Se ve prometedor y como mencioné antes, se trata de una Fanmovie independiente, que al estar terminada, se distribuirá por internet y en algunas salas de cine.

Sam Lake, creador del videojuego ha dado el visto bueno para la realización de esta película, aplaudiendo la labor y el ambicioso proyecto de Fergle “Larry David” Gibson, director y escritor del film.

Inception - El Origen


AÑO: 2010
PAÍS: USA
DIRECTOR: Christopher Nolan
GUIÓN: Christopher Nolan
REPARTO: Leonardo DiCaprio, Ken Watanabe, Joseph Gordon-Levitt, Marion Cotillard, Ellen Page
FOTOGRAFÍA: Wally Pfister
GÉNERO: Thriller | Ciencia Ficción


PUNTUACIÓN:
Excelente ¡para volver a ver!, lo mejor de Nolan


Christopher Nolan nos conquistó en el año 2000 con Memento, de la cual ya hemos hablado en La Tuna Dorada, después nos deleitó con The Dark Knight, su excelente versión de Batman, ahora vuelve a hacerla con Inception, su película más brillante y ambiciosa, con un aplastante guión, que al igual que en Memento sigue explorando en la mente y en la psicología humana, ahora enfocándose en el enigmático mundo de los sueños.


Inception nos relata la historia de Dom Cobb (DiCaprio) quien es un experto en el arte de robar los secretos que se encuentran en el subconsciente de las personas durante el sueño de estas. Cobb se ha convertido en un hombre muy cotizado en el mundo del espionaje, además, ha indagado demasiado en el estudio de la mente, especialmente los sueños, que lo ha condenado a ser un fugitivo, impidiéndole llevar una vida normal. Pero un día se le presenta la posibilidad de recuperar todo lo que ha perdido, pero para ello debe de hacer exactamente lo contrario de lo que ha venido haciendo: ahora, en vez de robar una idea (información) del subconsciente, deberá insertar una nueva. A esta acción se le llama Inception (Origen), algo que muy pocos se han atrevido a realizar, debido a las consecuencias que pude traer si no se hace correctamente. Su plan se complica aun más debido a la intervención de alguien que parece predecir cada uno de sus movimientos, alguien a quien sólo Cobb podrá descubrir.

Es un viaje alucinante lleno de intriga y acción, gracias al magnífico guión de Christopher Nolan y a un reparto asombroso, que va desde Di Caprio, quien ya ha demostrado a lo largo de su carrera que no era solo una cara bonita (como cierto vampiro emo contemporáneo) sino que además,  es un excelente actor capaz de atacar casi cualquier personaje que le pongan. Además, cuenta con la participación de Ken Watanabe (El Ultimo samurái) y Joseph Gordon-Levitt (500 days of summer) quien dejó de ser el típico perdedor de secundaria para empezar a interpretar personajes de mayor exigencia. Por el lado femenino tenemos a Ellen Page quien lucha por quitarse a Juno de la espalda. También participa la siempre maravillosa Marion Cotillard (La vida en rosa).  Todos realizan un trabajo muy bueno, sin llegar a ser sobresaliente, pero si cumplen con lo requerido para lograr que el verdadero protagonista de esta película se luzca, el guión. Como amante de los guiones, me sentí decepcionado que éste no haya sido premiado con un Oscar, pero independientemente de eso, lo disfruté igual y lo volvería a disfrutar cuantas veces sea posible.


Es ciencia ficción de la más alta calidad, probablemente una de las mejores de la historia de este género, por su combinación de surrealismo, inteligencia y tensión que va impregnada desde el guión hasta los asombrosos efectos especiales, me podrán decir que Avatar fue más innovadora en el “cómo” se hacen los efectos, pero Inception es infinitamente superior en el resultado en pantalla, ya que además de deslumbrarnos, no son hechos solo para eso, sino que se hacen pensando en su relación e importancia para la historia.

Escuché en algún lugar que la ponían como una película para inteligentes, al estilo de Memento,  pero muy superior a esta, tal vez sea cierto, aunque es mucho decir puesto que Nolan se encarga de explicar las regalas del juego reiteradamente, de cualquier forma, hay que decir que esta es una obra para quienes vemos películas sin desconectar el cerebro, pues si tu eres de los tantos que al posarse en su asiento del cine pone su cerebro en “Stand By”, y solo te dedicas a reírte o divertirte con explosiones y efectos especiales, entonces esta no es una película para ti, pues como dije anteriormente, el viaje es alucinante y tu cerebro podría quedar atrapado en el limbo por tiempo indefinido. Pero eso no quiere decir que no cumpla con el principal objetivo del cine, entretener, pues vaya que lo hace y de una manera estupenda.

The Social Network - Red Social


AÑO: 2010
PAÍS: USA
DIRECTOR: David Fincher
GUIÓN: Aaron Sorkin
REPARTO: Jesse Eisenberg, Andrew Garfield, Justin Timberlake.
FOTOGRAFÍA: Jeff Cronenweth
GÉNERO: Drama




PUNTUACIÓN:
Buena, Recomendable, pero muy sobre-valorada


Considero a David Fincher como un director efectivo, más no sobresaliente, ni sorprendente, pero es un gran intérprete del guión, pues casi cualquier guión que llega a sus manos, logra convertirlo en  una buena película. Creo que esto pasó con Red Social, película que aborda parte de la historia de uno de los millonarios jóvenes de la actualidad y creador de Facebook, Mark Zuckerberg, muy bien interpretado por Jesse Eisenberg (Zombieland).


Precisamente la película nos habla sobre el momento en que este millonario creó una de las redes sociales más importantes de internet. Corría el año 2003 cuando Zuckerberg todavía era  un alumno de Harvard, con un amplio conocimiento en programación. Lo que comenzó en la habitación de este estudiante como una venganza en contra de su ex novia, pronto se convirtió en un producto multimillonario. La historia está contada, intercalando imágenes del “presente” (2003) y algunos años adelante justo en el momento en que se está librando un juicio, ya que algunos de los verdaderos iniciadores de esta red social, lo demandaron por no incluirlos en el proceso de creación, además de exigir el pago correspondiente a su labro para la invención de la misma. No solo nos habla de cómo un tipo se vuelve millonario sino que habla sobre una herramienta que ya marcó la manera de socializar en la vida moderna. Convirtiéndose en una película que sin duda alguna marca una década.

La película es buena, entretenida, excelentemente dirigida y muy bien actuada. Como lo dije anteriormente, Fincher es un director muy efectivo y meticuloso, un verdadero artesano que toma el guión y lo trata de manera correcta, sutil y práctica para realizar una pieza de arte vendible.  Pero de eso a que haya sido la mejor película del año, no lo creo, incluso las nominaciones a diversos premios estuvieron de más, tal vez el Oscar a la mejor banda sonora compuesta por Trent Reznor y Atticus Ross, así como a mejor guión adaptado, si fueron justos, pero la nominación a mejor película, para nada, ¿a mejor actor?, menos, pues aunque Eisenberg lo hace muy bien, solo basta revisar sus anteriores películas y veremos que no hay mucha diferencia, incluso ciertos aspectos de Columbus (Zombieland) se ven reflejados en su interpretación, como cuando Zuckerberg está explicando lo que la gente quiere encontrar en Facebook, recordé cuando Columbus nos explica las reglas de supervivencia en Zombieland .

Lo que más me gusta de esta película es la frase con la que se promociona, una frase que engloba perfectamente lo que acarrea el éxito en la vida social, he incluso en los negocios. "No se hacen 500 millones de amigos sin hacer unos cuantos enemigos.

The Ghost Writer - El Escritor Fantasma

AÑO: 2010
PAÍS: Francia | Alemania | Reino Unido
DIRECTOR: Roman Polanski
GUIÓN: Roman Polanski, Robert Harris (novela)
REPARTO: Ewan McGregor, Pierce Brosnan, Kim Cattrall
FOTOGRAFÍA: Pawel Edelman
GÉNERO: Thriller | Intriga




PUNTUACIÓN:
Muy Buena, entre lo mejor de Polanski


Nueve años después de El Pianista, Polanski vuelve más vivo que nunca, con una de sus mejores películas en los últimos años, un thriller de intriga política, pero no por ello deja de ser entretenido e interesante.

El cada vez más sobresaliente Ewan McGregor interpreta a un escritor que acepta, a la fuerza, trabajar como “escritor fantasma” y terminar las memorias del antiguo primer ministro británico Adam Lang (Pierce Brosnan), ya que el anterior “escritor fantasma” murió en un accidente dejando inconcluso su trabajo. El nuevo escritor fantasma, no es precisamente un experto en este tipo de trabajos, aun así, se instala en una isla de la costa este de Estados Unidos donde se encuentra al primer ministro y con quien tendrá que trabajar para terminar las memorias. Al día siguiente de su llegada, Lang es acusado de autorizar la captura de terroristas de un modo que se puede denominar como ilegal, y su posterior entrega a la CIA, hechos que comienzan a ser catalogados como crímenes de guerra. Es a partir de aquí cuando el personaje de McGregor comenzará a descubrir información, que pondrá en peligro su vida.

Pocas veces los temas políticos fueron tan bien tratados y al mismo tiempo entretenido como en El Escritor Fantasma, un thriller de intriga, frio y sombrío como la misma política internacional, con un ritmo preciso, que nos va llevando por mementos de tensión y suspenso a lo largo de la historia (aclaro, no se trata de fantasmas). Un gran trabajo narrativo el que realiza  Polanski, muy al estilo de El Pianista, lento pero que te cautiva, sujetándote al asiento con los finos y seductores hilos de la intriga punzante hasta el fin de la película. Además de interpretaciones perfectas, incluso Brosnan, a quien considero uno de los actores más antipáticos de la pantalla, llega a ser fascinante en su papel.

domingo, 29 de mayo de 2011

El fin de los tiempos - The Happening


AÑO: 2008
PAÍS: USA
DIRECTOR: M. Night Shyamalan
GUIÓN: M. Night Shyamalan
REPARTO: Mark Wahlberg, Zooey Deschanel, John Leguizamo
FOTOGRAFÍA: Tak Fujimoto
GÉNERO: Suspenso | Ciencia Ficción





PUNTUACIÓN:
Dominguera, aceptable


El director incomprendido M. Night Shyamalan, para otros, adelantado a su época, realizó otro más de sus ejercicios de tensión y expectativa en su filme El fin de los tiempos (The Happening). En esta película Shyamalan juega con la paranoia norteamericana de nuestros tiempos, y de tiempos pasados, causado por su propio ego que crea enemigos externos que quieren eliminarlos, con una historia de suspenso y ciencia ficción barata (en el sentido de pocos efectos especiales). A este director le gusta utilizar mucho los sentimientos más oscuros del ser humano, y al mismo tiempo los más arraigados en las sociedades, como lo hizo en La aldea (The Village), donde “critica” o hace uso de los adoctrinamientos de las religiones a base del miedo y lo desconocido para controlar las sociedades y así, según ellos, evitar el odio, y el sufrimiento del ser humano. Pero como siempre, sin llegar a ningún lado.

La historia trata sobre unas extrañas e inexplicables muertes que ocurren en varias ciudades de Estados Unidos y que se van propagando en poco tiempo. Hay algo en el ambiente que hace que las personas simplemente se maten, esto provoca un éxodo masivo de ciudadanos buscando un lugar seguro, pues no saben si es un virus o un arma tóxica, si se contagia por el aire o por el agua. Es aquí donde empezamos a seguir a Elliot Moore (Mark Wahlberg), un profesor de ciencias en un instituto de Filadelfia. Junto a su mujer Alma (Zooey Deschanel) con la cual está atravesando una crisis matrimonial, se ponen en camino en busca de un lugar seguro, con Julian (John Leguizamo), amigo de Elliot y profesor de matemáticas, Jess (Ashlyn Sanchez), la hija de ocho años de edad de éste, así como un grupo de personas que se van encontrando en el camino, tan perdidos como el mismo Shyamalan con su guión.

Expectativa + Expectativa + Expectativa = The Happening, sin llegar a nada. Durante los últimos años Shyamalan ha tratado de perfeccionar la creación de expectativa, y creo que lo ha logrado, le ha tomado 8 años y 5 películas, ¿le tomará el mismo tiempo y número de películas para perfeccionar sus guiones y finales? Esperemos que no.

La película cumple precisamente con eso, con mantenerte pegado a la pantalla, tratando de adivinar qué está pasando, y aún cuando sabemos que es una película de Shyamalan, guardamos la esperanza de que al final lo sabremos, pero una vez más, este director maquiavélico ha jugado con nosotros. Aún así soy de los que piensa que es incomprendido y que tenemos que poner de nuestra parte y analizar cuidadosamente su trabajo y ver varias veces su obra para comprender su mensaje. Hay que reconocerle la buena dirección, el manejo del suspenso que hace a la película realmente entretenida, además de la buena interpretación de Wahlberg. Al final, imagina que un suceso extraño ha pasado en el mundo, que hizo que se fuera la luz en todo el mundo que te impidió terminar de ver la película y que nunca podrás saber qué pasó, quedándote un bello recuerdo de una película de suspenso entretenida y que estabas disfrutando.

Max Payne


AÑO: 2008
PAÍS: USA
DIRECTOR: John Moore
GUIÓN: Thomas H. Fenton, Shawn Ryan, Beau Thorne
REPARTO: Mark Wahlberg, Mila Kunis, Ludacris, Chris O'Donnell
FOTOGRAFÍA: Jonathan Sela
GÉNERO: Acción | Thriller



PUNTUACIÓN:
Aceptable - Para fans del juego


Max Payne  es el mítico héroe de acción surgido del videojuego homónimo que apareció en 2001, el cual tuvo mucho éxito, por su estética oscura y sombría, con elementos del comic y una historia, que aunque no tiene nada de original, si resulta muy entretenida, al estilo del Film Noir (Cine Oscuro), además de que fue el primer videojuego en utilizar el famoso efecto “Bullet Time”, inspirado en las películas de John Woo, efecto que se hiciera mundialmente famoso gracias a la película Matrix.

Esta película se trata de la adaptación de este aclamado videojuego, donde la historia gira en torno a Max Payne (Wahlberg), un ex-policía de Nueva York que busca a los asesinos de su esposa y su bebé, mientras se ve perseguido y acusado  injustamente del asesinato de su amigo Alex y de una mujer.

Hay que admitir que la película es muy fiel al videojuego, manteniendo la atmosfera oscura y elementos característico del mismo, como los yonkis, el subterráneo, los sueños psicodélicos y reveladores de Payne y el famosísimo Rag Na Rock, uno de los escenarios del videojuego más entretenidos pero no muy bien explotado en la película. También hacen presencia las valkirias, ya no como una metáfora en sí, sino como ángeles negros que aterrorizan a los yonkis, además de esos toques de la mitología nórdica, aunque en la película no se aborda ni se le da tanta importancia como en el juego. Por otro lado, hay ciertas cosas que se extrañaron; como las grandes frases y el humor sarcástico del primer Payne (ya que hay una secuela del videojuego), por lo visto prefirieron darle la personalidad del segundo Payne, que se convirtió en el tipo duro y serio por lo sucedido en la primera parte del juego, Mark Wahlberg lo hace muy bien, no es de extrañar, él ya ha hecho ese mismo papel en otras películas, pero, por lo menos yo, como un fan del videojuego, hubiera preferido a otro actor, sobre todo, que se acercara más a la imagen y personalidad del primer Payne, un actor como Ethan Hawke hubiera encajado perfecto. Además hay que decir que omitieron algunos personajes importantes como Vladimir Lem, Don Angelo Punchinello y Vinnie Gognitti del cual solo podemos ver sus almacenes. Al parecer se omitieron con la intención de usarlos  en una segunda parte de la película, pero que por su mala acogida por el publico, probablemente no se realice.

En sí, la historia se basa más en el argumento del primer videojuego, pero con un guión que no logra levantar la imagen del mítico héroe y que apenas y alcanza para mantener una pequeña expectativa de quienes somos fans del juego, ademas de contar con algunas  diferencias con la historia original, la más notable, es la incursión de Mona Sax (Mila Kunis) y Natasha Sax, personajes que no aparecen, sino hasta la secuela del videojuego Max Payne 2: The Fall of Max Payne, aunque es cierto, que Mona si aparece en el primer juego, la verdad es que su participación es mínima, y nunca se aborda al personaje al grado de conocerlo y ser relevante para la historia. En cambio, en la película si toman un papel más importante sobre todo Mona, como aliada de Payne.

La película es un buen homenaje al videojuego, pero no es para todo el público, al igual que la saga de Resident Evil, esta es una película que probablemente solo disfrutarán quienes son fanáticos del videojuego, quienes no lo sean, tal vez terminarán decepcionados.

sábado, 28 de mayo de 2011

Kill Bill Vol. 2

AÑO: 2004
PAÍS: USA
DIRECTOR: Quentin Tarantino
GUIÓN: Quentin Tarantino
REPARTO: Uma Thurman, David Carradine, Michael Madsen, Daryl Hannah.
GENERO: Acción, drama


PUNTUACIÓN:







Por: Miguel Mora

Si la primera mitad fue adrenalina, la conclusión no se queda atrás, por lo tanto Tarantino destinó lo mejor para el final, en donde todos los cabos sueltos tienden a explicarse y el camino se prepara para mostrarnos el trágico desenlace de la cruzada de La Novia.

Comenzamos con una hermosa escena retrospectiva mostrada en blanco y negro, en donde vemos en persona por vez primera a Bill, un gran David Carradine en un papel que nadie mas hubiera interpretado mejor (en algún momento se pensó en Warren Beatty para este personaje) presentándose ante Beatrix justo en el ensayo de su apresurada boda.

El dialogo que mantienen estos dos fuera de la capilla es uno de mis diálogos favoritos de todos los tiempos, y embonan a la perfección con el estado de animo que se quiere mostrar.
Conocemos la deprimente vida del hermano de Bill: Budd (Michael Madsen), quien después de haber sido uno de los mejores asesinos a sueldo, ahora solo puede encontrar trabajo en un bar, sin embargo, Budd esta muy lejos de ser presa fácil de La Novia.

Este enfrentamiento solo nos sirve de escalón para presentarnos el intenso entrenamiento que Beatrix padeció ante el mismo sensei de Bill: Pai Mei.
En donde Tarantino hace tributo a las clásicas películas de kung-fu de los años 60 y 70, utilizando la música, estética y movimientos de cámara tan característicos de dichas cintas.  
La pelea entre Beatrix y Elle Driver (Daryn Hannah) es un nerdgasmo total, dos mujeres entrenadas por los mismos maestros, unidas solo por el odio que se tienen una a la otra luchando de poder a poder con el único propósito de terminar con la vida de la otra. Se tiene que ver para creer.
Y para terminar, Bill contra La Novia, en un combate fuera de clichés y por supuesto a la altura de lo que fue la saga completa.
 Kill Bill es un clásico en mi colección personal de favoritas, reúne cada cosa que me gusta de toda la experiencia de ver buen cine. Si todavía eres de los pocos que no la ha disfrutado créeme que no desperdiciaras tu tiempo. 

viernes, 27 de mayo de 2011

La 4ta. temporada de Breaking Bad ya tiene fecha de estreno

Después del final de la 3era. Temporada de esta magnífica serie de televisión, nuestra mente se quedó en “stand by” pues no queríamos que ningún nuevo recuerdo entrara y borrara algo viejo y mucho menos algo que tuviera que ver con esta serie.

Ahora ya tenemos un recuerdo para incluir en nuestra memoria, es la fecha de estreno de la nueva temporada de Breaking Bad, al fin podremos saber que pasó después de aquel frenético y cardiaco final de temporada. Será el próximo 17 de Julio de 2011, aun que claro, esta es fecha de estreno en Estados Unidos, así que nosotros tendremos que esperar unos cuantos días para poder disfrutarla.

viernes, 20 de mayo de 2011

Kill Bill Vol. 1

AÑO: 2003
PAÍS: USA
DIRECTOR: Quentin Tarantino
GUIÓN: Quentin Tarantino
REPARTO: Uma Thurman, David Carradine, Lucy Liu, Daryl Hannah, Michael Madsen
GENERO: Acción

PUNTUACIÓN:
Muy buena, ¡Tienes que verla!


Kill Bill esta dividida en 2 volúmenes, y decidí separarlos en dos distintas reseñas ya que cada una mantiene un sabor muy especial e individual.
En el volumen 1 conocemos a nuestra protagonista Beatrix Kiddo (Uma Thurman) en su inevitable lecho de muerte siendo juzgada y castigada por un Bill (David Carradine) despechado y haciendo lo que mejor sabe hacer: Matar. 
Para después ser testigos del "renacer" de nuestra heroína y acompañarla por el desagradable pero gratificante camino de la venganza.
Motivada por la ira y sin tener nada mas que perder, comienza a cazar uno a uno de los causantes de la muerte de su hijo no nato.

En esta primera mitad presenciamos el origen de la death list five, y la caída de dos de los miembros del
Deadly Viper Assassination Squad.

Esta cinta es adrenalina, es acción, es vísceras y litros de sangre en tu cara, nos muestra hasta donde Beatrix es capaz de llegar para alcanzar su objetivo y lo mas importante, logra generarnos la suficiente expectativa por ver finalizada su misión, en un excelente (y en lo personal favorito) Volumen 2.

Tarantino tiene un don, el señor sabe escribir diálogos, y gracias a esa invaluable habilidad somos envueltos desde el primer momento en un mundo en donde cada personaje tiene su voz propia, comenzamos a conocerlos y comprenderlos en cada una de sus motivaciones, entendemos sus necesidades y por que no, hasta llegamos a quererlos.


Para muchos, esta cinta no es mas que una collage de cine de culto japones, anime y decenas de spaghetti wersterns y tienen razón, para otros es un plagio descarado calcando escenas memorables de cintas clásicas como Game of death (1978), Samurai Fiction (1998), Death rides a horse (1967), The mercenary (1968), Fist of fury (1972), y un largo etcétera, y tienen razón, sin embargo, Kill Bill también puede ser visto como un tributo a la escuela de cine, una puerta para adentrarnos a conocer más de estas y otras cintas que forjaron invariablemente todo lo que actualmente degustamos en las pantallas.
Y a pesar de sus cientos de detractores, es imposible negar el impacto que Kill Bill logró en una generación que buscaba una identidad recién comenzando el nuevo siglo. 
 

Memento - Amnesia

AÑO: 2000
PAÍS: USA
DIRECTOR: Christopher Nolan
GUIÓN: Jonathan Nolan, Christopher Nolan
REPARTO: Guy Pearce, Carrie-Anne Moss, Joe Pantoliano
GENERO: Drama, Thriller psicológico
PUNTUACIÓN:
Muy buena, ¡Tienes que verla!



Memento es una de esas películas que cuando la terminas de ver por primera vez, sabes que TIENES que volverla a ver.
La historia esta contada en dos distintas líneas de tiempo, una presentada en blanco y negro (narrada de manera "normal") y otra a color (del final hasta el inicio), que en repetidas ocasiones se burlan de nosotros al creer haber comprendido su totalidad.

Leonard Shelby (Guy Pearce) sufre de una condición llamada amnesia antérograda, que afecta a su memoria a corto plazo, impidiéndole lograr almacenar nuevos recuerdos.

Durante toda la cinta compartimos la confusión de Leonard al encontrarse en "nuevas" situaciones sin conocer como fue que llegamos hasta ahí, y junto con él tenemos que ir ensamblando partes inconexas para lograr una comprensión de dicha escena, para después volvernos a perder en otro momento similar, experiencia que hace de esta cinta un ejercicio de lógica bastante divertido.

Memento es un ejemplo de como un excelente guión puede rescatar mediocres interpretaciones, ya que siendo sinceros, tanto Pearce como Carrie-Anne Moss solo cumplen con su papel, y claro, Pantoliano es siempre Pantoliano.

Platicar mas detalles de la trama sería echarles a perder  muchas sorpresas que solo disminuiría el impacto de vivir esta cinta. 

Como bono extra seremos testigos de los inicios de los hermanos Nolan que hasta ahora nos han presentado joyas como Inception y The Dark Knight.

jueves, 19 de mayo de 2011

Kick-Ass

AÑO: 2010
PAÍS: Reino Unido | USA
DIRECTOR: Matthew Vaughn
GUIÓN: Jane Goldman, Matthew Vaughn (comic de Mark Millar)
REPARTO: Aaron Johnson, Christopher Mintz-Plasse, Chloe Moretz, Mark Strong, Nicolas Cage.
FOTOGRAFÍA: Ben Davis
GÉNERO: Acción | Humor Negro
PUNTUACIÓN:
Muy Buena ¡Tienes que verla!


Fue una lástima que esta película no haya tenido mucha promoción en México y que haya pasado casi desapercibida por los cines del país, llegando a durar en algunas ciudades tan solo dos semanas en cartelera. Fue una grata sorpresa, una película explosiva, que le hace justicia al tráiler de la misma, ya que muchas veces en este tipo de películas, lo más excitante es precisamente el tráiler y el resto del filme termina siendo una decepción, pero Kick-Ass es mucho mejor que su tráiler, y por lo que he leído, se queda a poco de ser tan aplastante como el cómic en el que está basada.

Para quienes aun no la han visto, hay que empezar contándoles  sobre la trama, Kick-Ass narra la vida de Dave Lizewski (Aaron Johnson), un estudiante geek y antisocial. Una de sus pasiones son los cómics, un día se le ocurre la idea de convertirse en un superhéroe, pues según él, piensa que los cómics están equivocados y que no es necesario tener un súper poder para convertirse en superhéroe. Así que, aunque no tiene súper poderes, nunca ha tenido entrenamiento en combate y ni siquiera tiene una motivación importante para hacerlo, lo hace. Así es como inicia su lucha contra el mal, después de varias derrotas y moretones, conoce a Hit Girl (Chloë Moretz) y su padre, Big Daddy (Nicolas Cage) quienes al parecer tienen más experiencia en eso de ser un superhéroe. Sin darse cuenta, se convierte en el héroe de la ciudad y como todo héroe no se puede librar de ganarse algunos enemigos, como el jefe de la mafia local, Frank D'Amico (Mark Strong), ahí es cuando sus aliados y sus escasas habilidades serán puestas a prueba.


Es la tesis de los momentos ”Fuck-Yeah”, Kick-Ass es dinamita pura a punto de estallar, y de hecho lo hace de manera trepidante, es una película de superhéroes que golpea con dureza y agresividad a todas las demás producciones del género, revitalizándolo después de varias producciones sosas, un golpe cargado de ultra-violencia, si, Naranja Mecánica a mil revoluciones, claro, sin la carga social ni psicológica de la ultima, un filme de acción frenética que nos regala la mejor y más sensacional heroína de la historia “Hit Girl”, al diablo Wonder Woman, Gatubela, Elektra, y la que se ponga en su camino. Chloe Moretz se lleva la película con su papel de Hit Girl, pero el resto del elenco lo hace formidable, incluso el mismo Nicolas Cage parece tomar un segundo aire y qué decir de la brillante y divertida interpretación de Christopher Mintz-Plasse como Red Mist.

Ninguna película de este género me había gustando tanto, ni mucho menos emocionado como esta. Una película redonda, divertida y ágil de principio a fin, en un género que siempre presenta trabajos monótonos. Gracias al éxito internacional, hay muchas posibilidades de que en el 2012 disfrutemos de una secuela que llevaría el titulo de Kick-Ass 2: Balls To The Wall.


Share

Twitter Delicious Facebook Digg Stumbleupon Favorites